Calendario litúrgico

Entre las celebraciones litúrgicas de las comunidades cristianas, desde finales del siglo II, la que ocupa un lugar central es la Pascua. Al principio hay algunas divergencias entre las comunidades de oriente y de occidente sobre la fecha de celebración de la Pascua. En oriente se conserva el mismo día de la Pascua judía (14 de Nisán) y en occidente se inclinan por el domingo siguiente a dicha fecha, aunque finalmente aceptaron en los distintos lugares celebrarla el domingo. En la Pascua cristiana se sigue rememorando el éxodo, pero el motivo fundamental de celebración lo constituyen la muerte y resurrección de Cristo. Según nos cuentan los testigos, se trata de una vigilia que dura toda la noche, en medio de lecturas e himnos, hasta terminar al amanecer con el Bautismo y la Eucaristía.

El ciclo de Pascua incluye una preparación (que consiste en un ayuno prolongado, del que surge la Cuaresma) y una prolongación de cincuenta días que termina en otra festividad (Pentecostés). Posteriormente, van apareciendo otras celebraciones fijas del año litúrgico, como Navidad (sustituyendo a la fiesta pagana del “sol invicto”), Epifanía y conmemoraciones de los mártires.

Explore posts in the same categories: 1. Edad Antigua, 2 Cristianismo

A %d blogueros les gusta esto: