La Última Cima

Una vida ejemplar desde el punto vista católico. Un documental de Juan Manuel Cotelo sobre aquellos que conocieron a Pablo, un sacerdote que entregó su alma a Dios en la montaña.

Director: Juan Manuel Cotelo
Título en VO: La última cima
País: España
Año: 2010.
Fecha de estreno: 02-06-2010
Duración: 82 min.
Género: Documental
Color o en B/N: Color
Guión: Juan Manuel Cotelo

DE LOS PREJUICIOS AL ÉXITO, PASANDO POR LA LOCURA

Juan Manuel Cotelo,  director de La última cima (en “Academia”, nº 171, 0ct. 2010)

Los prejuicios eran: documental, español, sobre un cura, independiente, barato. Una apuesta estúpida para un fracaso garantizado. Así me lo advirtieron mis amigos: “te van a dar hasta en el paladar. Si has tardado doce años en hacer la segunda película, vas a necesitar una eternidad para la tercera.”

Mi problema es que practico un deporte absurdo e inexplicable: subo por las paredes, adonde se puede subir andando. La lógica de la escalada se acerca más a la locura que a la sensatez, aunque uses una cuerda para detener la caída. Es la lógicadelenamoramiento: si te has enamorado de una historia… no hay consejo sensato que te frene. Yo me enamoré de ese cura,delmismo cura al que no quise conocer durante tres meses. Se mató doce días después de nuestro breve encuentro. Y si no lo hubiera contado… el cadáver, con aspecto de vivo, ahora sería yo. Vencidos los prejuicios iniciales, el reto estaba claro: hacer una película que fueracomosu protagonista. Alegre y divertido. ¿Dónde está escrito que un documental tenga que ser serio, aburrido o para intelectuales?Paratodos los públicos.

Porque Pablo no ponía ninguna barrera con nadie, fuera quien fuese, pensaracomopensase, vivieracomoviviese. ¿Quién es el guapo que se inventa un dios que hace selección de personal? Libre. Así me definieron a Pablo: “Pablo es libertad”. De ahí que publicara su tesis doctoral en una editorial anarquista, o que no se disfrazara de otra cosa que no fuera de sacerdote, ni para acudir a aquella fiesta de disfraces en la que casi gana el premio. Inclasificable. ¿Cómo se etiqueta a un Doctor en Filosofía que “se pasaba el día haciendo el ganso”, que metió a un cardenal en un carrito de supermercado, que se hizo amigo de un tipo que le insultó en plena calle? Humilde. Era ilógico plantearse una superproducción sobre un hombre que murió sin acumular un solo euro en su cuenta corriente.

Y, por último, una película que curara corazones. Porque un buen cura, cura. Y Pablo no aspiraba a caer bien a nadie, sino a curar a quien lo necesitara. Ése es el éxito inconmensurable de La última cima: la colección de heridas curadas entre los espectadores que la han visto, aunque entraron en la sala llenos de prejuicios, creyéndose sanos.

-ooOoo-

Explore posts in the same categories: Y 11

A %d blogueros les gusta esto: